Luna Llena en Leo. Por fin huérfanos.

Mucho me temo y más que me alegro que nos estamos quedando huérfanos, solos, sin papá y mamá que nos digan lo que tenemos que hacer, ni a quien complacer ni en quien buscar amor. Nadie a obedecer, nadie en quien quejarnos, nadie a quien someternos, nadie a quien dominar…¿ nadie? Solos, huérfanos. Vayamos tomando nota, vayamos tomando conciencia. 

La Luna Llena en Leo de hoy puede ser vivida como una bendición o un dolor de muelas. Todo depende. Luna de Sangre, Luna Azul, Super Luna…¿ Hasta cuando permaneceremos apegados a la estética de las etiquetas? ¿ Hasta cuando viviremos relatos que no son nuestro relato? Cada día, cada nano segundo es el momento para tomar consciencia, más allá de la Luna o los caprichos de los astros. Ahora es el momento de traspasar la densa capa del inconsciente colectivo que nos hace, sin darnos cuenta, transitar viejos surcos, antiquísimos raíles por los que ya transitaron tantas almas antes que nosotros, o quizá ¿ Quien sabe? Incluso la nuestra una y otra vez. Ahora, en este preciso instante es el momento de traspasar la densidad de tantas emociones y creencias que no son nuestras para ir más allá de la Luna y de cualquier excusa que castre nuestra inalienable creatividad y libertad. 

Hoy, los líderes se van cayendo, uno a uno, sin compasión, sin tapujos ni vergüenza. Hoy los líderes se caen por compasión, precisamente. Hoy el principio de realidad saturnino nos muestra la cruda verdad " Chicos, espabilad….¿ no os dais cuenta ? Los líderes que quedan o bien son corruptos, abusones, mediocres, tibios, autoritarios, fascistas….o ausentes…..Gente, espabilad y abrid los ojos. Esta es la realidad, desnuda, cruda. Solo si aceptáis la realidad podréis pasar a otro nivel de experiencia. La era de los hermanos pequeños y los hermanos mayores, ya pasó. Se inicia la Era de los Hermanos, sin más." 

Hoy esta cruda realidad, para muchos puede ser peor que la muerte, puede representar el vacío insoportable e insondable " ¿ En serio ? ¿ Hay alguien más ? Por favor, decidme qué tengo que hacer….¿ Cual es el siguiente paso ? ¿ Hacia donde debo dirigirme ? ¿ Qué es correcto ? Que alguien me diga que tengo que hacer que me siento muy confundido y perdido….Socorro…..". Sí amigos, huérfanos de líderes. Llorad todo lo que queráis, maldecid vuestra mala suerte y vuestro karma torcido. Instalaos en ese lugar común del lamento y la letanía. Cada cual es libre de hacer con su libertad lo que dignamente considere….aunque, ir más allá de la Luna puede traer infinita dicha. Ir más allá de la Luna hoy es imprescindible para pasar de la queja estéril a la acción certera, para pasar de la confusión a entender que podemos crear aquello que todavía no tiene nombre, de la ausencia de reglas claras a ser nuestros propios legisladores. Hoy ir más allá de la Luna nos invita a madurar, quedarnos con la inocencia del niño y la conciencia del humano.

Uno, hoy,  puede pasar, si quiere, de sentirse huérfano a ser héroe. De huérfano a líder. Iniciar el viaje hacia lo que representa formar parte del proyecto común llamado Humanidad. El héroe está solo, no necesita el permiso de nadie para dar libre curso a su creatividad, no necesita la aprobación de nadie para validar su libertad. Ser un humano despierto, conscientemente consciente implica una gran e ilimitada libertad y creatividad, directamente proporcional al nivel de responsabilidad y madurez necesaria para darle soporte y sostén. Ya no somos bebés, a pesar de que a muchos nos encantaría seguir apegados al abundante pezón que derrama leche y miel. Seguir en ese apego infantil y lunar nos impide conectar con la Cornucopia y la real Abundancia que la Vida nos tiene preparada. Ya no somos bebés, por más que en nuestras fantasías infantiles y asustadizas desearíamos volver a las templadas aguas uterinas, meciéndonos en el universo atemporal del seno de nuestra madre. Mantenernos en el apego infantil nos impide conectar con el real vacío fértil que nos conecta con la nada y nos catapulta al Todo. Saberse infinito para fusionarse en el infinito y no andar como motas de polvo flotando sin rumbo en universo que en el fondo, mal que nos pese, desde el "bebé inmaduro", sentimos hostil.

El Universo tiene sus tempos, pero ojo con caer en el error de que alguien allá fuera marca el ritmo. ¿ Acaso estamos separados de la vida? ¿ Acaso cada cual no conforma el Universo entero ? ¡Yo soy el Universo! Yo ahora y aquí proclamo sin ningún tipo de rubor ni pudor que " Yo soy el Sol, la Luna y todos los planetas, las galaxias, los agujeros negros, el vacío, la primera ameba que apareció en la tierra y el ser más avanzado que está por llegar. Yo soy el Cristo y la Consciencia que es conscientemente consiente". ¡Con un par! Entonces, si yo soy eso ¿ Quien marca el tempo del despertar ? En la medida que cada cual, ose a proclamar, decretar, no con palabras vacías y bonitas, sino con todo su Ser " Yo soy la Vida. Yo soy la Libertad. Yo soy la Consciencia Crística que libera y corta toda limitación ", ese día la Humanidad entera estará madura para saltar a la octava superior.

Enamorarse del proyecto Humanidad es la invitación de Venus y el Sol en Acuario. Pero ojo de nuevo. Enamorarse no significa proyectar todas nuestras carencias infantiles a la vida o a dios o a cualquier realidad ajena a nosotros para que llenen un vacío que no soportamos. Ir más allá de el amor , cargado de azúcar y purpurina y darse cuenta que el Amor de nuevo nos lleva al vacío donde todo, Todo es aceptado. Hagamos un llamado a todos los fragmentos dispersos que nos conforman y unámoslos para completar el puzzle llamado Humanidad. No solo aquello que nos confirma como "niños buenos" sino todos. Hasta que no reunamos en una sola realidad al Santo, al asesino, al verdugo, al reptiliano, al gurú, al annunaki, al político, al ¿ qué se yo? Todos es todos. 

Hace un momento estaba meditando y en mi inmadurez y falta de liderazgo interno me he sorprendido hablando con mi Dios, " Dime por favor....¿ Qué quieres de mi? ¿ Qué se supone que tengo qué hacer?". La carcajada ha sido un gran "zas en toda la boca" que me ha puesto de nuevo en el eje. " Yo no te voy a decir lo que tienes que hacer, en todo caso, dime tú de una puñetera vez que narices quieres".

Oído cocina. Entendido, Capito. La carcajada que ha seguido a esta revelación ha sido liberadora y me ha traído tanta dicha como miedo. " O sea que  puedo y no solo puedo sino que debo pedir todo lo que yo soberanamente quiera".

Traspasar el miedo de la falta de pautas, merecimiento, confianza. Ir más allá de la pequeñez y de la Luna para ser el Universo entero. Creer para ver.

Yo decido ser una feliz huérfana hoy ya hacer de la Omnipotencia que me ha sido dada, una realidad.

Dejar un comentario

    Favor de o registro para enviar.

    Agregar comentario