Post Luna Llena en Aries


" Chicas, tomemos consciencia de algo importante, por hacer lo que estamos haciendo estos días hubiéramos ardido en la hoguera de la Inquisición como mínimo". 

Silencio. 

Estos días hemos meditado, cantado, rezado, bailado, nos hemos parido a nosotras mismas, hemos hecho el Amor con toda la creación, en la orilla del río, en el manantial, junto al noble roble, en la intimidad , allí donde surgía la llamada acudíamos con la mente y el corazón abiertos y dispuestas a cambiar algo, transformar nuestras mentes y nuestras vidas. " ¿ Quien soy yo? ¿ Cómo me quiero compartir con los demás ?" 




La Luna Llena en Aries ya pasó y hoy escribo sobre ella porque cada vez tengo más claro que el tiempo no es lineal, sino circular. No te vayas a pensar, la personalidad sumamente saturnina de mi carta natal me ha dado un poco la lata," tienes que escribir como sea sobre la Luna Llena y publicarlo antes del sábado". Imposible, afortunadamente. La astrología puede ser una herramienta maravillosa o nuestra cárcel. Me explico. Cuando convierto la astrología en una herramienta para reafirmarme en mi autobiografía,  justificarme en mis acciones o darle brillo a mi vanidad, " claro, tuve un padre ausente por mi saturno en la 4….", o " mi luna en acuario es la causante que no me case…", o " soy actriz por mi sol en Leo…", la astrología puede ser una cárcel que me encierra entre los barrotes de cuatro tópicos y me mantiene identificada en una personalidad totalmente limitante. En cambio si uso la astrología para darme cuenta donde están mis " trampas", mi personalidad construida, mi ego que se defiende, la astrología es la llave que me abre la puerta de la prisión. 

Con "los partes de la Luna", puede pasar algo similar, " ah, ahora me cuadra todo, por eso estoy así…o por eso me pasa tal cosa…ah, ahora entiendo, claro esta luna esto o lo otro….". El peligro es quedarse "en la luna", justificando nuestras vidas sin pasar a la acción. En todo caso, utilicemos las distintas energías que nos regala cada ciclo para romper el hechizo de la luna y la inercia de los planetas. Tomar las riendas de nuestra vida y retomar nuestra soberanía, más allá de los tópicos y predicciones por más sugerentes e inspiradores que nos parezcan. 

Hemos estado cinco días en Tierra de Herejes. En el Sur de Francia donde los primeros cristianos andaban descalzos siguiendo las "venas de la Tierra", encarnando en sus cuerpos una Verdad demasiado grande para ser relatada en palabras. Una Tierra donde los cátaros tomaron el relevo y anduvieron hacia la pureza y coherencia de esa Verdad inombrable e imperecedera en sus corazones. Una Verdad incómoda que no convenía a poderosos porque estaba basada en el Amor y no el miedo. Y claro está el poder mal entendido se alimenta del miedo. ¿ Solución ? " Quemadlos a todos, matadlos, aniquiladlos, que ardan en la hoguera por herejes, borradlos de la faz de la Tierra!". Y en las voces de los poderosos, en sus armas, torturas, y sentencias de muerte, se hallaba oculto el miedo. Miedo a que esa Verdad innomerable e imperecedera se impusiera por la Ley del Amor. Terror a desaparecer, porque todo lo que se basa en el miedo está destinado a hacerlo, ya que nunca existió. Sólo el Amor Es. Y a través del miedo la historia se ha ido escribiendo, letra a letra, porque la letra con sangre entra!. 

Y uno respira aliviado, " Buuffff, que bestias, que locos, que brutos eran antes…suerte que hemos evolucionado y ahora ya somos libres….que suerte tenemos…". 

Mentira! Y yo me detengo, miro a mi alrededor, nuestras vidas llenas de esfuerzo, competitividad, impuestos, tasas, trabajo y más trabajo, leyes y reglamentos elaborados ¿ por nuestro bien?, normas, más impuestos, paga, paga, paga…trabaja que tienes una hipoteca, que te viene el IRPF, que no me alcanza para los autónomos, que llegó el recibo de la luz…paga, paga, trabaja, trabaja duro que no llegas….Ojo! No desobedezcas porque vas a pillar, te va a caer una multa, te van a caer dos multas, con recargo e intereses de demora. Obedece, no seas malo, no te salgas del redil. Vigila, paga que te va a caer una inspección y vas a pagar por tu desobediencia. Trabaja, trabaja, trabaja… paga, paga, paga….ojo, que te sales del rebaño….te va a caer la del pulpo…paga, no me seas insolidario. O pagas por miedo o por culpa, pero a fin de cuentas, me pagas el diezmo o ardes en la hoguera. 

En fin, que NO! Que no somos libres, que seguimos igual o peor. Seguimos esclavos y lo peor es que pensamos que somos libres. Y lo todavía peor, ¿ nadie dice nada? ¿ nadie se revela? Ni se te ocurra! Quien sabe lo que nos podría pasar. Calla, trabaja y paga. Miedo y culpa. ¿ Te suena? Nos hemos puesto solitos la soga al cuello, hemos firmado obedientes nuestra sentencia de cadena perpetua. Hemos matado nuestra fe en la vida, la alegría, la creatividad y la libertad y la energía nos da justita para desplomarnos en el sofá cuando llegamos a casa y vegetar para recuperarnos el fin de semana para empezar de nuevo el lunes con la misma canción. Anhelando las vacaciones, suspirando por una bocanada de aire fresco y un poco de alegría de la de verdad. 

Esta Luna Llena la hemos vivido intensamente en esta Tierra de herejes que no tuvieron miedo, que se negaron a obedecer, a pagar diezmos que iban a manos corruptas. Tierra de gente pura, verdadera y sin miedo. Que casualidad que durante este momento lunar estuviéramos allí recobrando nuestra memoria antigua, nuestra Verdad innumerable e imperecedera. 

" Chicas! Llegó el tiempo!". 

Como un surfista que busca la ola para deslizarse y gozar, este periodo trae vientos de libertad. O así lo interpreto yo. Luna en Aries en conjunción con Urano me inspira a vencer la inercia, a romper con viejas creencias limitantes, memorias celulares destructivas, imágenes guardadas en mi mente negativas, bloqueos insanos. Me trae la visión de un mundo mejor, la esperanza de que las cosas pueden y deben ser diferentes, que la libertad nace en nuestro interior y podemos llegar a ser el cambio que queremos ver en el mundo. Maravillosa oportunidad para decidir libremente "quien soy yo", gestar un nuevo inicio para así compartirnos con los demás, desde la libertad del Ser.  

Miro a Marte, el regente de Aries, pegadito a Plutón en Capricornio. " Dios, si no es ahora ¿ cuando?" Me digo. Aprovechemos esta "ola", rompamos con las viejas estructuras patriarcales basadas en el miedo y la culpa. Rompamos la esclavitud, primero dándonos cuenta que somos esclavos. Digamos NO al miedo. Digamos NO a la culpa. Miremos a la cara a la Inquisición y digamos " Ya no te tengo miedo, sé quien Soy Yo. Soy un Dios, creador de todas las cosas visibles e invisibles. En guardia! Respétame siempre!". 

Es hora de decir Sí a la Vida con todas las consecuencias. 

Miro a Venus, en Escorpio y sé que su visita al inframundo la hará resurgir como un Fenix. Libre de secretos, verdades a medias, sombras y miedos antiguos. Se terminaron las asociaciones terribles que el amor es dolor, sacrificio y sufrimiento. Si no hay dicha, gozo, libertad, no es Amor, es otra cosa, pero no Amor. La Diosa del Amor resugirá íntegra, con los límites claros porque ha vencido el miedo a la oscuridad, porque ésta se disipa con la Luz de la Verdad que no teme nada ni nadie. 


Ritual de Luna Llena en Aries 

Yo por voy a hacer mi parte. Porque ya estoy hasta el moño de ser esclava sin saber ni siquiera quien es mi amo. Estoy bien harta de vivir con el miedo susurrándome al oído "obedece que sino te castigo". Me planto. Me pongo en pie. Me corono a mi misma. Recupero mi soberanía. Me siento en mi trono. Vivo mi Verdad. Prefiero quemar en la hoguera por hereje que perecer muerta de asco en la cárcel. 

Mi arma va a ser mi pluma. Mi ritual de Luna Llena, un proceso que inicio contra las estructuras, concretamente la Seguridad Social. " Señores, estoy harta de pagar por trabajar. Pagar un diezmo injusto por miedo. Estoy harta de no disfrutar de mi trabajo porque me paso el día haciendo cuentas y malabarismos por llegar a fin de mes. Que no. Que no pago más. Que no me vengas con la canción del miedo a que me quedaré sin pensión, a la porra. Que no me vengas con la cancioncita de la culpa encubierta de solidaridad. Que no. Que te digo que me planto sobre mis pies y voy a llegar hasta el final, así muera. Prefiero morir libre que sobrevivir esclava." 

Este es mi ritual aprovechando la ola de la Luna Llena. Esta va a ser mi propia cruzada, por mi bien y el de todos. El fracaso sería no intentarlo. 

¿ De qué manera vas a pasar tú a la acción? 

Feliz Post Luna Llena a todos.

Dejar un comentario

    Favor de o registro para enviar.

    Agregar comentario